UN DIAGNÓSTICO MÁS PRECISO DE LA INSUFICIENCIA RENAL AGUDA

Actualizado 27 de febrero, 2017

Un reciente estudio de la Universidad de Columbia en los EE.UU. sugiere que un porcentaje elevado de los casos de insuficiencia renal aguda (IRA)  son mal diagnosticados por basarse en la medición de los valores de creatinina.

Los autores estiman que cada año un 5-7 % de las personas admitidas en un hospital son diagnosticadas con IRA, porcentaje que alcanza el 30-50 en los internados en las unidades de terapia intensiva.  Sin embargo, la medición de la creatinina proporciona una mirada retrospectiva del riñón y no el de su actual funcionamiento, agregando que a los 3 días de su internación, 3 de cada 4 casos ya tienen los valores de creatinina normalizados y por consiguiente sus riñones podrían no estar lesionados.

El estudio se completa con el análisis genómico de ratones con IRA y en ratones con deshidratación y elevada creatinina. La elevación de la creatinina plasmática por un daño renal dispara distintas respuestas en el genoma de las que son por una respuesta homeostática a una disminución en el volumen. Los estudios identificaron cerca de mil (1000) biomarcadores que distinguen esas dos condiciones sin ambigüedades y de allí su importancia en implementarlos en medicina humana.

Xu K, Rosenstiel P, Paragas N. Unique Transcriptional Programs Identify Subtypes of AKI. J Am Soc Nephrol 2016 Dec 27. pii: ASN.2016090974. doi: 10.1681/ASN.2016090974. [Epub ahead of print]

————–

NUEVOS VALORES DE PRESIÓN SISTÓLICA NORMAL PARA MAYORES DE 60 AÑOS.  Actualizado 15 de febrero 2017.

Tres grandes estudios llevados a cabo por grupos de los EE.UU y Europa fijan nuevos valores para la presión sanguínea. Desde el informe número 7 del año 2003 del Joint National Committee on Prevention, Detection, Evaluation, and Treatment of High Blood Pressure (JNC7) se aceptaba que los máximos valores de presión sanguínea eran de 140/90 mm Hg sin relación alguna con la edad y de 130/80 mm Hg para los que sufrían de diabetes o enfermedades renales  y cardiovasculares. El nuevo informe 8 del JNC eleva a 150 mm de Hg la máxima presión sistólica para los mayores de 60 años en tanto los grupos European Society of Hypertension y European Society of Cardiology ponen ese límite normal entre 140-150 mm Hg para los mayores de 80 años. Por último los grupos American Society of Hypertension  e International Society of Hypertension recomiendan valores de 150/90 mm Hg para los mayores de 80 años. Como resume al articulista de las dos referencias recientes los valores de presión sanguínea aceptados dentro de la normalidad han variado con el tiempo, provenientes de estudios que no estaban normalizados respecto a variables importantes como edad, criterios de exclusión e inclusión, enfermedades  concomitantes, regímenes y metas terapéuticas. La meta más importante es la prevención de la hipertensión y para eso la medicina cuenta con herramientas útiles aunque los cambios higiénicos-dietéticos de la población son muy difíciles de cambiar.

Chobanian AV. Hypertension in 2017-What Is the Right Target? JAMA 2017; 317:579-80.

Chobanian AV. Guidelines for the Management of Hypertension. Med Clin North Am 2017;101:219-27.

——————-

DOS NOTIFICACIONES DEL MINISTERIO DE SALUD

Actualizado 31 enero 2017

1.AUMENTO DE CASOS DE FIEBRE AMARILLA EN SUDAMÉRICA

El 18 de enero de 2017 el Ministerio de Salud de la Nación Ante emitió una alerta por el aumento de casos de fiebre amarilla en países de América del Sur -en particular en el estado de Minas Gerais en Brasil .

Hasta el 18 de enero se notificaron en el estado de Minas Gerais 206 casos sospechosos de fiebre amarilla, 53 son probables. Se registraron 53 fallecidos de los cuales 22 se consideran probables muertes relacionadas a fiebre amarilla. Durante el 2016, Brasil, Colombia y Perú notificaron casos confirmados de fiebre amarilla selvática: Brasil confirmó seis casos en ese año, Colombia 12 casos, y Perú 80 notificados, 62 confirmados y 21 defunciones.

Advierte además que deben seguirse las recomendaciones vigentes para la población y solicitar a los equipos de salud de todo el país, a intensificar la vigilancia epidemiológica de Síndrome Febril Agudo Inespecífico, y estar preparados para la detección, diagnóstico y tratamiento de casos de fiebre amarilla, en especial en viajeros provenientes de zonas de riesgo; así como a intensificar -en las provincias con presencia de primates no humanos- la vigilancia de epizootias, y difundir las recomendaciones emanadas del presente documento.

http://www.msal.gob.ar/images/stories/epidemiologia/alertas-2017/1-2017-alerta-aumento-casos-fiebre-amarilla-sudamerica.pdf

 

  1. EL ZIKA DEBERÁ NOTIFICARSE AL MINISTERIO DE SALUD

El zika fue incorporado al listado de enfermedades infecciosas que todos los agentes del sistema sanitario nacional tienen la obligación de notificar al M. de Salud. La resolución lleva el número 117-E/2017.

ESCORPIONES

Actualizado 18 enero, 2017

Hay unas 6 000 especies de escorpiones (alacranes) en el mundo, en la Argentina, alrededor de 60 especies  y los casos de picaduras por estos arácnidos  llegan a los 7000  por año. La mayoría los son  del género Tityus,  T. trivittatus y T. confluens.  Los más afectados son los niños y los ancianos. El insecto mide no más de 6-7 cm de largo. El cuadro clínico  va desde reacciones locales como el dolor local e intenso,  hasta la muerte, unos 33 casos registrados desde 19931,2.

La identificación de las toxinas responsables de los efectos dañinos es compleja porque el veneno de los alacranes es un conjunto de sustancias y particular para cada una de las especies. Algunas de las toxinas fueron identificadas. Así el veneno del  T. trivittatus es una neurotoxina que actúa sobre las terminales pos-ganglionares del sistema nervioso simpático y parasimpático que produce liberación masiva de acetilcolina y catecolaminas.  El cuadro grave suele aparecer  entre las 4 y las 12 h luego de la picadura, alteraciones respiratorias y cardíacas. En el veneno de T. serrulatus se encuentra una alfa neurotoxina que inhibe la inactivación rápida de canales de Na dependientes del voltaje con la consiguiente parálisis y otros péptidos que inducen una vasodilatación generalizada vía receptores muscarínicos en el endotelio vascular y como resultado una hipotensión3.

Las medidas de prevención son las de limpieza general y fumigación para eliminar las cucarachas, la principal fuente de alimentos para los escorpiones. El tratamiento es sintomático con medidas generales.  En los cuadros clínicos graves el Ministerio de Salud4 indica la administración de anti-veneno antes de transcurridas dos horas del accidente para bloquear la toxina todavía circulante aunque su utilidad es discutida 1.

A menudo hay cosas buenas en los venenos. Un péptido hallado en un escorpión asiático, el Heterometrus spinifer, es un bloqueante muy efectivo de canales de K activados por voltaje y podría ser de utilidad en las enfermedades autoinmunes 5.

  1. Ezquer MR, Villarreal M, Muntaner J. Escorpionismo en pediatría en Tucumán: análisis descriptivo de casos en un hospital de segundo nivel de complejidad. Arch Argent Pediatr 2016; 114:e413-e416.
  2. Blanco G, Laskowicz RD, Lanari LC et al. Distribución de los hallazgos de escorpiones en la Ciudad de Buenos Aires en el período 2001-2012 y sus implicancias sanitarias. Arch Argent Pediatr 2016; 114:77-83.
  3. Rocha-Resende C, Leão NM, de Lima ME, Santos RA, Pimenta AM, Verano-Braga T. Moving pieces in a cryptomic puzzle: Cryptide from Tityus serrulatus Ts3 Nav toxin as potential agonist of muscarinic receptors. Peptides pii: S0196-9781(16)30264-9. doi: 10.1016/j.peptides.2016.12.018. [Epub ahead of print]
  4. http://www.msal.gob.ar/images/stories/bes/graficos/0000000333cnt-04-Guia_envenen_escorpiones.pdf.
  5. Jin L, Zhou QT, Chan HK et al. Pulmonary Delivery of the Kv1.3-Blocking Peptide HsTX1[R14A] for the Treatment of Autoimmune Diseases. J Pharm Sci 2016;105:650-6.

——————-

¿QUÉ HACER CON EL CÁNCER DE PRÓSTATA?

Actualizado 10 enero 2017

El cáncer de próstata afecta cada año a 1.1 millones de hombres en el mundo y causa 307 000 fallecimientos al año siendo la segunda neoplasia más frecuente en hombres después de la de pulmón. La fase más peligrosa de la enfermedad es cuando aparecen metástasis, mayoritariamente en  huesos y de allí la importancia de detectar cuando un tumor primario empieza a extenderse, agravamiento que sucede en un 30% de los casos y hay que añadir 10% de los afectados  que llegan a consulta por primera vez con un tumor ya diseminado. Esto se complica porque los primeros síntomas son  bastante inespecíficos al que se agregan otros dos intensos debates: la utilidad de la medición del PSA y el tratamiento de elección.

En octubre de 2016 el NEJM publicó dos artículos de un grupo de investigación de Gran Bretaña donde analizaron enfermos de cáncer de próstata y el seguimiento de los mismos por 10 años luego de ser sometidos a radiación, cirugía o control clínico de la enfermedad. Los estudios abarcaron un total de 82 429 hombres, de 50 a 69 años de edad  entre los años 1999 y 2009 con dos objetivos planteados, el primero  la tasa de mortalidad y el segundo la progresión de la enfermedad. En forma llamativa, la tasa general de la mortalidad no tuvo diferencias entre los tres grupos aunque la progresión de la enfermedad con metástasis fueron tres veces más frecuentes en el grupo que no recibió radiación o sometido a cirugía. Por otro lado, la prostatectomía se asoció a un mayor efecto negativo sobre la función sexual y la incontinencia urinaria en relación a los dos grupos restantes. Los autores aconsejan que las personas deben estar informadas acerca de la posible progresión de la enfermedad y que sólo deben ser controlados sin intervención aquellos enfermos con cáncer de próstata cuya expectativa de vida es menor a una década, un punto difícil de rebatir. De acuerdo al redactor especializado en medicina del New Yorker estos estudios forman parte de los más importantes progresos realizados el año pasado.

– Hamdy FC, Donovan JL, Lane JA et al. 10-Year Outcomes after Monitoring, Surgery, or Radiotherapy for Localized Prostate Cancer.N Engl J Med 2016;375:1415-24.

– Donovan JL, Hamdy FC, Lane JA et al. Patient-Reported Outcomes after Monitoring, Surgery, or Radiotherapy for Prostate Cancer. N Engl J Med 2016; 375:1425-37.

– Groopman J. The most notable medical findings of 2016. The%20Most%20Notable%20Medical%20Findings%20%20%20of%202016%20-%20The%20New%20Yorker%20(3).pdf